Países

Intermedio

Hándicap asiático: qué es y cómo usarlo en tus apuestas deportivas

¡Te enseñamos todo lo que debes saber sobre el popular hándicap asiático y cómo puedes usarlo en tu beneficio para mejorar tus ganancias en apuestas deportivas!

Handicap asiatico

Hándicap asiático

Tanto si estás comenzando a apostar como si llevas tiempo haciéndolo, te habrás encontrado más de una vez con el término "hándicap asiático" en Bet365mx o en cualquier otro sitio de apuestas.

Estas llevan años presentes en las casas de apuestas, pero no ha sido hasta los tiempos más recientes cuando han adquirido una mayor popularidad.

Sin embargo, si nunca se ha hecho uso de ellas es normal no saber qué son ni cómo operar con ellas.

Mejor para handicap asiatico

Bet365 México

🥇 La mejor en opciones de hándicap

OFERTA DEL BONO★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★9/10
VARIEDAD DE APUESTAS★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★10/10
EXPERIENCIA CELULAR★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★9/10
OPCIONES DE PAGO★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★10/10
SOPORTE★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★ ★9/10
  • Grandes opciones de handicap.
  • Sitio de apuestas líder con versión dedicada a México.

El handicap asiatico tiene la particularidad de parecer, no obstante, mucho más complicado de lo que en realidad es. Una vez entendido su funcionamiento, te va a parecer hasta sencillo... ¡prometido!

Qué es el handicap asiatico

Okey, primero lo primero: ¿qué es el hándicap asiático?

El handicap asiatico o las apuestas asiáticas son una forma de apuesta deportiva originada en Indonesia en la que, básicamente, se elimina la opción de apostar al empate en un encuentro.

Si normalmente podemos escoger ganador local, empate o ganador visitante (1X2), aquí solo existen los dos extremos.

Con el hándicap asiático lo que hacemos es elegir que uno de los dos equipos que se enfrentan en un partido parta con una ventaja o una desventaja de goles, en base a lo que creemos que sucederá.

Bet365 handicap asiatico

Bet365 hándicap asiático

Las elecciones del handicap asiático pueden estar tanto en positivo como en negativo.

En caso de ser negativo (-1.0, -2.5, -4.0...), significa que ese equipo parte como favorito y, por tanto, le damos una desventaja inicial. Esta cantidad condicionará el marcador, teniendo que restarla al resultado del final del partido.

Una muestra: si elegimos que nuestro equipo ganará con un hándicap de -2.5, tendremos que restar -2.5 goles al total de los que haya marcado en el encuentro. Si el resultado final es 3-0, 4-1 o 5-2 a su favor, por ejemplo, habremos ganado la apuesta, dado que al restar -2.5 los resultados anteriores serían 0.5-0, 1.5-1 y 2.5-2, quedando siempre por encima.

El hándicap negativo indica que un equipo parte como favorito, mientras que un hándicap positivo indica que el equipo no es considerado el principal candidato a ganar el encuentro

En cambio, si apostamos al hándicap positivo (+2.0, +3.5, o +4.0), significa que el equipo por el que apostamos no parte como favorito, dándole un extra de goles como ayuda. En este caso, tendremos que sumar la cantidad de hándicap elegida al resultado final del partido.

Si apostamos a un equipo con hándicap +2.0, por ejemplo, nos valdrían resultados (jugando como local) como un 1-2, 2-3 o 3-4, entre otros. Al sumar esos 2 goles adicionales, el equipo por el que apostamos habría ganado el partido (3-2, 4-3 y 5-4).

Un ejemplo de hándicap asiático
Rodri

Rodri

El Tottenham Hotspur se enfrenta al Paços de Ferreira, siendo los primeros claros favoritos para ganar el encuentro.

Como el momio para la victoria del Tottenham es muy bajo –y poco interesante, por tanto– y la victoria del Paços parece a priori complicada, podemos decidir que el primero parta con una desventaja de goles o que el segundo parta con una ventaja de estos.

Así, el hándicap asiático nos permite elegir que el Tottenham empiece el partido en nuestra apuesta con -1 o -2 goles, por ejemplo, lo que significa que creemos que ganará con una diferencia de al menos 2 o 3 goles.

Igualmente, podemos hacerlo a la inversa y darle al Paços 1, 2 o 3 goles de ventaja, por ejemplo, lo que significaría que nuestra apuesta sería ganadora siempre y cuando el Tottenham no lograse superar esa diferencia.

Hándicap asiático: mejores bonos de bienvenida

Los bonos de bienvenida son una de las mejores herramientas para iniciarse en el mundo de las apuestas.

Y estos, precisamente, nos darán acceso a oportunidades de apuesta como el hándicap asiático y otras muchas opciones.

Así, tanto si queremos apostar a handicap asiático como si solo buscamos un bono de bienvenida para apuestas deportivas, estas son las mejores casas de apuestas México para fútbol en las que puedes registrarte en este momento.

Mejores bonos de bienvenida para hándicap asiático

  1. $1500 en créditos de apuesta

  2. Hasta $3000 con 1er depósito + $500 en Apuestas Gratis

  3. Hasta $2000 en Freebets

  4. Hasta $3500 en Freebets

  5. 30 dólares en Apuestas Gratis

  6. Bono 100% hasta $1500

  7. Hasta 150USD con 3 ingresos

  8. Hasta 2500 con el primer depósito

Handicap asiático -1, -2...

El hándicap asiático, por lo comentado, nos será útil para hacer interesante hasta la apuesta más normal y poco atractiva en apariencia.

A continuación, te explicamos cuáles son los hándicaps asiáticos más comunes que te encontrarás en las casas de apuestas México:

Hándicap asiático +4.5

Como hemos explicado, si apostamos en el hándicap negativo, lo estaremos haciendo por el equipo que no es favorito para ganar el encuentro. Cuanto más alto el número, más fácil que resulte realidad –y menor el momio, por ende–.

En este caso, estamos apostando a que el equipo seleccionado ganará el partido dándole una ventaja inicial de 4.5 goles. Esto significa que:

  • Si el equipo empata, gana o pierde por 4 goles o menos: ganamos la apuesta (por ejemplo, si pierde 0-4, el hándicap daría un resultado total de 4.5-4, ganando así el encuentro, y por tanto la apuesta).
  • Cualquier otro resultado que no sea los mencionados: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +4.0, +4.5

En las apuestas asiáticas puede darse el caso de que nos encontremos dos posibilidades dentro de la misma apuesta. Con ello nos blindamos ante un potencial empate, que nos daría nuestro dinero de vuelta:

  • Si el equipo elegido gana, empata o pierde por 3 goles o menos: ganamos la apuesta.
  • Si el equipo empata por 4 goles exactos tras aplicar el hándicap (pierde 0-4 o 1-4, por ejemplo, que sumando los -4.0 daría empate): ganamos la mitad de la potencial ganancia y recobramos la mitad del dinero.
  • Cualquier resultado distinto: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +4.0

Similar a la anterior, en este caso el hándicap aplicado significa que:

  • Si el equipo gana, empata o pierde por menos de 3 goles o menos: ganamos la apuesta.
  • Si pierde por 4 goles: nos devolverán los pesos apostados.
  • Cualquier resultado distinto: perdemos.

Hándicap asiático +3.5, +4.0

Naturalmente, el equipo por el que apostamos sigue siendo claro candidato a perder el encuentro en estas opciones. Con este hándicap asiático:

  • Si el equipo gana, empata o pierde por 3 goles o menos: nuestra apuesta será ganadora.
  • Si pierde por 4 goles exactos: ganamos la mitad de la apuesta y tendremos devolución del dinero de la mitad restante.
  • Otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +3.5

Lo mismo que en el caso anterior, casi, pero eliminando la posibilidad de la devolución del dinero en caso de empate. Por ello:

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierde por 3 goles o menos: ganamos la apuesta.
  • En caso contrario: perdemos.

Hándicap asiático +3.0, +3.5

Otorgando una ventaja de goles todavía muy considerable, nos servirá también un empate para conseguir tener nuestros pesos de vuelta.

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierde por 3 goles o menos: ganamos nuestra apuesta.
  • Si el equipo empata tras sumar la ventaja de 3 goles (0-3. 1-4, etc..): ganamos la mitad del potencial bote y nos devuelven la otra mitad del dinero apostado.
  • Otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +3.0

En este caso, simplemente otorgamos una ventaja de 3 goles justos al equipo elegido.

  • Si el equipo gana, empata o pierde por menos de 2 goles o menos: ganamos la apuesta.
  • Si se produce un empate tras sumar esos 3 goles al resultado final: tenemos nuestro dinero de vuelta.
  • De lo contrario: perdemos nuestra apuesta.

Hándicap asiático +2.5, +3.0

Todavía con claro favoritismo por el otro equipo, estas dos opciones implican una ventaja de goles considerable para el equipo por el que apostamos.

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierde por 2 goles o menos: ganamos nuestra apuesta.
  • Si se produce un empate tras sumar el handicap asiatico de 3 goles: ganamos la mitad de la potencial ganancias y nos devuelven la otra mitad.
  • En caso contrario: perdemos.

Hándicap asiático +2.5

Con este hándicap le damos una ventaja también notable al equipo seleccionado. Nuestras opciones quedan así:

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierde por 2 goles o menos: ganamos la apuesta.
  • Cualquier otra situación: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +2.0

Aquí, naturalmente, buscamos respaldarnos en caso de que pueda producirse un empate. Por tanto:

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierden por un gol: ganamos la apuesta.
  • Si nuestro equipo pierde por dos goles exactos (logra un empate tras aplicar el hándicap): devolución del dinero.
  • Cualquier otro supuesto: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +1.5, +2.0

Las ventajas entre favorito y candidato a perder van estrechándose con esta opción.

  • Si nuestro equipo gana, empata o pierde por un gol: ganamos la apuesta.
  • Si nuestro equipo pierde por dos goles exactos: ganaremos la mitad de la potencial ganancia total y nos devuelven la mitad restante apostada.
  • Cualquier situación distinta: perdemos lo apostado.

Hándicap asiático +1.5

La ventaja otorgada en este caso al equipo elegido nos deja con la siguiente situación:

  • Si el equipo gana, empata o pierde por un gol: ganamos la apuesta.
  • Cualquier otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +1.0, +1,5

En eta ocasión aplicamos lo anterior, más la garantía en caso de empate.

  • Si el equipo por el que apostamos gana, empata o pierde por un gol al final del encuentro: ganamos la apuesta.
  • Si el equipo empata tras sumar el +1 gol de hándicap: ganamos la mitad del bote total y nos devuelven la mitad del dinero restante.
  • Otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático +1.0

Aquí la única opción para ganar posible es que el equipo elegido gane o empate.

  • Si el equipo gana o empata: ganamos nosotros también la apuesta.
  • Si el equipo pierde por uno (empata tras sumar el hándicap): nos devuelven el dinero.
  • Otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +0.5, +1.0

Aquí ya no hay claros favoritos y el encuentro se anticipa más igualado. El equipo elegido tiene una ligera ventaja, pero sin excederse; además. con esta opción nos cubrimos las espaldas en caso de empate.

  • Si nuestro equipo gana o empata: ganamos la apuesta.
  • Si pierde por un gol de diferencia (empata tras sumar el hándicap): ganamos la mitad de las ganancias potenciales y nos devuelven la otra mitad.
  • Cualquier otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático +0.5

Las opciones quedan aquí reducidas a la mínima expresión, dando un ligero favoritismo a uno de los equipos, que nos servirá para decantar la balanza en caso de empate.

  • Si nuestro equipo elegido gana o empata: ganamos la apuesta.
  • Otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático 0.0, +0.5

Con un ligero favoritismo, en este caso nos cubrimos en caso de empate.

  • Si el equipo seleccionado gana: ganamos la apuesta.
  • Si empata: ganamos la mitad de lo apostado y nos devuelven la otra mitad.
  • Otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático 0.0

La contienda se anticipa tan igualada que no podemos establecer un favorito. Es casi como una apuesta simple, con excepción del empate. Queda así:

Si nuestro equipo elegido gana: ganamos la apuesta.

Si se produce un empate: nos devuelve el dinero.

Si nuestro equipo pierde: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático 0.0, -0.5

En este caso ponemos un ligero hándicap a un equipo y, además, queremos cubrimos por si acaso empatan. Por tanto:

  • Si nuestro equipo elegido gana: ganamos la apuesta.
  • Si se produce un empate: ganamos solo la mitad de la apuesta, pero nos devuelven también la otra mitad apostada.
  • Otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático -0.5

No hay un claro favorito, pero creemos que el equipo elegido podrá hacerse con el encuentro; por eso, decidimos lastrarle un poco.

  • Si el equipo elegido gana: nuestra apuesta es ganadora.
  • Cualquier otra opción: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático -0.5, -1.0

Con este doble hándicap negativo, tenemos los siguientes escenarios:

  • Si el equipo por el que apostamos gana por 2 o más goles de diferencia: ganamos la apuesta.
  • Si el equipo gana por un gol de diferencia: ganamos la mitad de lo apostado y recuperamos la otra mitad.
  • Otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático -1.0

Aquí la apuesta es clara: dos goles o más serán suficientes para asegurarnos la victoria.

  • Si nuestro equipo elegido gana por dos goles o más: apuesta ganadora.
  • Si gana por exactamente un gol: devolución de nuestros pesos.
  • De lo contrario: apuesta perdedora.

Hándicap asiático -1.0, -1.5

Acortamos las distancias, y ya no parece haber un favorito demasiado claro. Aquí el equipo que seleccionemos deberá ganar por 2 o más goles de diferencia (tras aplicar el hándicap) si queremos llevarnos el dinero.

  • Si el equipo gana por dos o más goles: ganamos la apuesta.
  • Si el equipo gana con un gol de diferencia (2-1, por ejemplo): ganamos la mitad de la apuesta y nos devuelven el dinero de la otra mitad.
  • Un resultado diferente a estos: perdemos.

Hándicap asiático -1.5

Aquí las cosas se van poniendo algo más fácil. Una victoria con dos goles de diferencia nos dará la victoria en nuestra apuesta.

  • Si nuestro equipo elegido gana por dos goles o más: ganamos la apuesta.
  • Cualquier resultado diferente: perdemos.

Hándicap asiático -1.5, -2.0

Las diferencias se van acortando entre ambos equipos. Con este resultado, será necesario que el nuestro equipo gane por al menos dos goles de diferencia. Esto es así porque tenemos la doble opción de 2.0, que incluye el empate.

  • Si nuestro equipo gana por 3 goles o más: ganamos.
  • Si nuestro equipo gana por 2 goles exactos: obtenemos la mitad de las ganancias y nos devuelven el dinero de la otra mitad.
  • Cualquier otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático -2.0

El equipo parte como favorito pero tampoco demasiado. Con un empate por dos goles (victoria de 2-0 a su favor o 3-1, por ejemplo), recobramos el dinero. Por tanto:

  • Si el equipo gana con una diferencia de más de dos goles: ganamos.
  • Si se produce un empate aplicando la diferencia de -2: obtenemos el dinero de vuelta.
  • Un resultado diferente al de los mencionados: perdemos.

Hándicap asiático -2.5

Aquí el equipo deberá sí o sí ganar por más de 3 goles de diferencia.

  • Si nuestro equipo gana por más de tres goles: ganamos la apuesta.
  • Cualquier otro desenlace: perdemos.

Hándicap asiático -2.5, -3.0

En esta ocasión el equipo deberá ganar por más de 3 goles si queremos que nuestra apuesta sea ganadora. En el caso de que se produzca un empate teniendo en cuenta los 3 goles de diferencia, obtendremos de vuelta el dinero apostado.

  • Si nuestro equipo marca 3 o más goles y gana: ganamos la apuesta.
  • Si la diferencia de -3 goles da empate: ganamos la mitad de la apuesta y obtenemos el dinero de vuelta de la otra mitad.
  • Cualquier otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático -3.0

En el caso de tener un -3.0 significa que el equipo parte como favorito y que tendrá que ganar por al menos 4 goles de diferencia. Sin embargo, esta opción también nos cubre las espaldas parcialmente:

  • Si nuestro equipo gana por 4 o más goles: ganamos la apuesta.
  • Si el equipo empata con 3 goles exactos: recobramos el dinero.
  • Otro resultado distinto: perdemos.

Hándicap asiático -3,5

Claramente partiendo con ventaja, el equipo que elegimos aquí deberá ganar por 4 goles o más a su rival.

  • Si gana por 4 o más goles: ganamos la apuesta.
  • Cualquier resultado distinto: perdemos.

Hándicap asiático -3.5, 4.0

Aquí el equipo que elegimos debe ganar por 4 goles o más para darnos la apuesta como vencedora.

  • Si gana por 4 o más goles: ganamos la apuesta.
  • Si empata por 4 goles: ganamos la mitad del bote total y recobramos el dinero de la mitad restante.
  • Cualquier resultado diferente a estos: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático -4.0

En el caso de eliminarse las medias de los resultados del handicap asiático, significará que recobraremos los pesos apostados en el caso de que nuestro equipo empate (teniendo en cuenta la diferencia de 4 goles).

  • Si el equipo gana por 5 o más goles: ganamos.
  • Si el resultado al resta -4 al equipo elegido es empate: nos devuelven el dinero.
  • Cualquier otro resultado: perdemos.

Hándicap asiático -4.0, -4.5

Además de lo que ocurría en el anterior caso (-4,5), la característica de esta apuesta con doble opción es que si nuestro equipo gana por 4 goles exactos, se nos devolverá el dinero. Por tanto:

  • Si gana por 5 goles o más: ganamos la apuesta.
  • Si gana por 4 goles exactos: ganamos la mitad las ganancias potenciales y nos devuelven el dinero de la otra mitad.
  • Cualquier otro resultado: perdemos la apuesta.

Hándicap asiático -4.5

En este caso el equipo por el que apostamos parte como claro favorito. Por tanto, le ponemos como hándicap una desventaja de 4,5 goles, lo que significa que deberá ganar por 5 o más goles a su rival para que nuestra apuesta sea válida.

  • Si gana por 5 goles o más: ganamos la apuesta.
  • Cualquier otro resultado: perdemos la apuesta.

👇 Igual te interesa...

¿Cómo apostar en vivo en Bet365?

3 septiembre 2021

Bet365 en vivo es una de las funciones más codiciadas entre los apostadores. Aprende todo para usarlo en Bet365mx. Leer más

Total goles asiatico

Otra de las opciones que nos podemos encontrar en el mercado de apuestas asiáticas es el denominado total goles asiatico.

En este tipo de apuesta con hándicap asiático apostamos directamente al número de goles que habrá en el encuentro, en vez de tener en cuenta de forma directa la victoria de un equipo sobre otro.

Así, apostamos a que habrá más o menos de X goles a lo largo de los 90 minutos que dura el partido, y solo tenemos que esperar a ver si esto se hace realidad o no.

Bet365 handicap asiatico goles

Total goles asiatico en la app de celular de Bet365mx

Como en las apuestas asiáticas anteriores, el total goles asiático también puede mostrar dos opciones dentro de la misma línea (2.0, 2.5, por ejemplo), lo que significa que en el caso de cumplirse una de ellas recibiremos la mitad del bote potencial y nos devolverán la mitad de la apuesta restante.

Cuantos tiros de esquina hay en un partido y más

Además de las apuestas con hándicap asiático habituales, existen otra serie de opciones, como las apuestas a córners, que nos permitirán jugar a adivinar cuantos tiros de esquina hay en un partido o el número de cartulinas que enseñará el árbitro.

El número de apuestas asiáticas, por tanto, es enormemente amplio, y también dependerá de la casa de apuestas y del evento en concreto el mostrar más o menos opciones.

Así, tenlo en cuenta al solicitar tu bono de bienvenida y unirte a un sitio para apostar, dado que las apuestas con hándicap asiático pueden convertirse en altamente importantes dentro de tu carrera como apostador.

Una casa con gran bono de bienvenida para empezar

Betway bono 500 pesos en Apuestas Gratis

Esta popular casas de apuestas México ofrece con su Betway bono 500 pesos totalmente gratis para comenzar a apostar... ¡sin depósito! Leer más